Siempre, siempre he querido ir a Coachella, por razones meramente monetarias pues no ha pasado. Casi siempre es en Semana Santa, y cuando estaba en la universidad coincidía bellamente con que no tenía preocupaciones, así podía pasar mi fin de semana viéndolo en streaming.

Ese año hicieron su debut en Coachella ‘Foster the People’ nadie los conocía, apenas los pelaban, ‘Pumped up kicks’ se hizo famosa dos años después de esa presentación. Yo los conocí justamente porque a él le gustaban. “Ya van a salir, no te los puedes perder” hablábamos por Facebook.

Se podría decir que vimos juntos la presentación, solo separados por unos km de distancia, él en su computadora y yo en la mía, mientras comentábamos el show por el chat. Acabaron su set y hasta entonces me dijo “nos hubiéramos juntado para verlos, con chelas o algo, ¿no?” y yo del otro lado de la pantalla con la boca abierta, porque he de confesar que era un tipo que me ponía nerviosa.

Lo había visto en la escuela muchas veces pasar, algo misterioso, pero no nos hablábamos hasta como semanas antes de eso. “¿En domingo?”- pensé “¿Él, coachella y yo?” nah ‘too dreamy’. Sólo me limité a contestarle “si hubiera estado bien” y me respondió “¿paso por ti? Todavía no se acaba”

¡F – U – C – K!

Mientras trataba de entender qué diablos pasaba, creo que le dije que sí, sin pensarlo y corriendo a buscar algo decente que ponerme, además obvio no tenía permiso y ni lo pedí. Fue la primera vez que se me hizo fácil salirme de mi casa. (#sorrynotsorry mom)

Pasó por mí, fuimos al oxxo, compró cervezas y nos fuimos a su casa, yo ni sabía dónde vivía. Pudo haberme secuestrado si hubiera querido. Llegamos y directo a su cuarto donde tenía su lap justo en streaming de Coachella, para mí ‘mala’ suerte ya estaba acabando y estaba Kanye West. “Ese tipo no me cae bien”- ni a mí, le contesté. Para no hacerles el cuento largo, pues no vimos Coachella, en cambió salimos a su balcón a ver la luna llena mientras tomaba sorbos de una dos equis.

Se acercó a su laptop y puso 8tracks, ojalá supiera que lista puso, enserio me encantaría saber. Hablamos de su vida, de la mía, de la música, nos fuimos conociendo poco a poco, no podía creer que podíamos hablar de esa manera, de nosotros sin pena. Después de un six fui al baño, cuando salí tenía su guitarra en las manos, me congelé mientras lo veía tocarla. Fue demasiado, me senté a un lado de él, y comenzó esa dulce canción en la lista desconocida de 8tracks.

“I tell my love to wreck it all
Cut out all the ropes and let me fall, my, my, my, my”

Se acercó, me tapo los ojos con sus manos, y me dijo: “A las tres, abres los ojos, una…dos…” Cuando los abrí pude ver su tatuaje… lo volteé a ver con un poco en shock, él sonrió al ver mi cara de lela y me besó.

“And I told you to be balanced
And I told you to be kind
In the morning I’ll be with you
But it will be a different “kind”
I’ll be holding all the tickets
And you’ll be owning all the fines”

– Nh