“Hay noches que debieran ser la vida.”
— Felipe Benítez Reyes

No quisiera hablar de ti, ni recordarte pero me es inevitable traerte a mi memoria después de escuchar a Kashmir, esa canción que me dedicaste, entonces me acuerdo de su concierto en el que parecía que sólo estábamos tú y yo y me da golpes en el corazón saber que huimos de lo que podría haber sido un caos exquisito, de esos que hacen historia y se cuentan en secreto, pero no, no fue así, no sé donde estés, ni con quién, no sé cuál es el disco que escuchas recientemente, no sé si sigas tomando tu café expreso todas las mañanas, no sé si te mudaste o si tus lentes siguen siendo los mismos.

Años sin hablarte, sin saber de ti, creo que nunca sané de ti y me parece lógico porque tengo mis miles de razones para no hacerlo, me quedo escuchando Melpomene simplemente porque te quiero.

¿Por qué me la tuviste que dedicar?

– Nude