¿Alguna vez los ha perseguido una canción? A mí sí. Una mañana sintonizaba el bloque de videos de Old is Cool, bastante bueno y recomendable para acompañar el desayuno. Suena esa canción de Thompson Twins, mi cabeza comienza a sacudirse de un lado a otro, ¡qué buena rola, tanto tiempo sin escucharla! Termino el desayuno y salgo de casa.

Camino por las calles ruidosas llenas de sonidos terribles que son una tortura para los oídos. Tengo sed, entro a la tienda y al momento de cerrar la puerta detrás de mí, los Thompson Twins hacen acto de presencia. Me parece chistoso, la canto y no puedo evitar sonreír. Tomo mi bebida y salgo a la salvaje selva de nuevo.

Tomo un taxi, debo llegar pronto a mi destino. El programa de clásicos de la radio transmite la ola New Wave y, para mi sorpresa, suena Thompson Twins ¿esto es en serio? Bien, la vuelvo a cantar aunque el taxista me observe de modo extraño.

Por la tarde regreso a casa, mi hermana tiene el bloque de Old is Cool a todo volumen en la sala. Tiro mis cosas en el mueble y dejó caer mi cuerpo a un lado de ellas. Thompson Twins otra vez, Hold me now nuevamente me persigue. Esa solía ser nuestra canción y no pudo censurar mi mente: comienzo a recordarlo.

Corro a mi habitación, buscó su número telefónico en una libreta vieja y le marco.

-Hola, Josué, ¿cómo has estado?, no vas a creer lo que me pasó hoy, nuestra canción me persiguió todo el día y pensé que tenía que contártelo, qué gracioso ¿no crees?- Él se ríe del otro lado del teléfono.

-Te creo, me pasó lo mismo ¿vamos en la noche por un café?

– Romi TO