Gerardo Tovar lleva ya varios años en la escena musical de Querétaro con bandas como Brillantes Topos o Foxy Grandma, pero tuvieron que pasar más de 10 años para que su proyecto más personal viera la luz del mundo y pudiera llegar a nuestros oídos.

Este sábado es la presentación de su proyecto Fergvson Inc, así que hace un par de días fui al ensayo de la banda y platicamos sobre su EP, el color de sus canciones y cuál es la forma ideal de escucharlas.

¿Cómo nació Fergvson?

Inició hace 10 años cuando escribí una canción para una clase y la presenté en un podcast de la escuela, tiempo después grabé a modo de experimento 7 canciones que muy poca gente ha escuchado, el EP quedó grabado, pero no me convencía al 100%, siento que fue un buen experimento, me di cuenta de muchas cosas que me faltaban o qué cosas estaba haciendo bien.

Debido a varios proyectos Fergvson Inc quedó en pausa, hasta hace un par de años platiqué con Luis Miguel Suárez para que fuera productor, estuvimos revisando las canciones que ya tenía, maquetas que tenía guardadas, incluso una canción la estuvo usando una compañía de danza contemporánea llamada Aletella que se fue de gira por España.

¿Por qué Fergvson Inc?

No quería vincular mi nombre directamente al proyecto, siento que con internet el material puede viajar todo lo que tenga que viajar y no quería que la gente tuviera prejuicios sobre la música que se hace en México. También el nombre le da una identidad al proyecto y me ayuda a trabajarlo un poco desde afuera, donde yo estoy a cargo y también lo puedo guiar, darle dirección.

¿De qué color dirías que es la música de este EP?

Curiosamente siempre he pensando en la música con destellos de color, siento que canciones tienen colores distintos y es algo que pienso al momento de crearlas: Sandglow es entre amarilla y roja; The Dawn & Everything Changes son de color azul grisaceo, como una tormenta; You, Me, the Rest & Contact son verde bosque.

¿Cómo te inspiras para escribir tus canciones?

A veces siento que para escribir necesito estar mal emocionalmente (risas). Es mi manera de sacar las cosas, sacar mis emociones del sistema. También me gusta escribir con ejercicios de creatividad, pensar en ideas o palabras y ver qué conecta, a veces funciona, a veces no, es todo un proceso.

Mis letras son sumamente personales, pero me encanta el hecho de que la gente las escuche y les imprima otro significado, o que intenten descifrar lo que quería decir, me gusta que las letras les hablen, que la hagan personal, es algo que yo hago con la música que escucho.

¿Qué se siente poder sacar al mundo este proyecto después de 10 años?

Se siente un alivio increíble (risas), es mucha emoción, pero al mismo tiempo mucho miedo porque no sabes qué va a pasar de aquí en adelante, pero miedo del que está padre, del que te hace moverte, del que te dice que tienes que moverte porque si no te vas a estancar.

Me encanta ver la respuesta que he tenido, si te soy honesto no tenía idea del alcance que podría tener, hace un par de semanas salió en Spotify y he recibido muchos comentarios, me hace sentir muy bien y me sorprende. Siento que por fin estoy saliendo de una zona de confort y me encanta, porque ahora me obliga a seguirme moviendo.

¿Cuál crees que sea la forma ideal de escuchar tu EP?

Un amigo que recién escuchó las canciones me dijo: “es fantástico escuchar el EP mientras llueve, estás dentro de tu casa y ves el cielo caer”. Siento que parte de la esencia del proyecto es la sensación de nostalgia, una catarsis emocional, por lo que creo que va muy ligado a un día lluvioso.

Cuéntanos algo que nadie sabe de este EP

The Dawn es la canción más joven del EP, la escribí un par de semanas antes de que empezáramos la grabación. Las voces empalmadas quise meterlas después de escuchar Hot Knife de Fiona Apple.

¿Te gustaría decirle algo a quienes lean esta entrevista?

Me gustaría que hicieran las canciones suyas, que le encuentre un sentido personal. También que se vienen colaboraciones muy interesantes con Monocrom y con Luke Castillo de Becker.

. . .

Entrevista por: Wilbert Enrique Berdeja